La red eléctrica de Texas vuelve a fallar: nuevos cortes y viejos problemas

0
222

Con la llegada del calor extremo, las autoridades de ERCOT han pedido a los tejanos bajar el consumo de energía con la advertencia de que el sistema podría fallar nuevamente.

Por: Patricia Clarembux

Han pasado cuatro meses desde la tormenta invernal que dejó a millones de hogares en Texas sin luz por días tras las fallas de generación de un sistema eléctrico aislado de sus estados vecinos y anticuado. Aquel episodio tuvo sus consecuencias: más de 150 personas fallecieron, según los últimos registros del Departamento de Salud del estado; al menos cuatro directivos de ERCOT, la empresa que controla la energía de Texas, renunciaron tras demostrarse la falta de preparación del sistema ante un frío que prometía ser inclemente; el gobernador Greg Abbott aplaudió aquella decisión, pidió una investigación y prometió que aquello no se repetiría.

Al parecer, poco ha cambiado desde entonces.

Este lunes, ERCOT advirtió de un nuevo estrés en el sistema eléctrico del estado y pidió a los tejanos «ahorrar energía» en plena ola de calor, cuando las temperaturas rozan los 100 grados Farenheit (más de 30 grados Centígrados). «Un número importante de cortes de generación forzados combinados con un potencial récord de uso de electricidad para el mes de junio han dado como resultado condiciones de red ajustadas», advierten en una nota de prensa.

Entre sus recomendaciones, piden llevar el termostato a 78 grados o más: «Cada grado de frío aumenta tu uso de energía de seis a ocho por ciento», aseguran. También recomiendan apagar las luces y evitar el uso de electrodomésticos como hornos, lavadoras o secadoras. «Si no necesitan algo, les pedimos que lo apaguen y desconecten si es posible».

En un gráfico elaborado por ERCOT para este martes, muestran que la demanda de energía es de 69,069 mega watts frente a una capacidad de poco más de 70,000 mega watts. «Cuando hay días en que el suministro de generación y la demanda de energía están muy cercanas, podemos emitir un alerta de ahorro para ayudar a bajar la demanda eléctrica mientras trabajamos con los generadores en aumentar el suministro», explican.

Nuevos cortes

El lunes, ERCOT informó que los dueños de las empresas de generación tuvieron que hacer cortes forzados por reparaciones, restando 11,000 mega watts a la red, la mayoría térmica (8,000 mega watts), lo que representa más del doble de los cortes estimados para la época de calor. El vicepresidente de planificación y operaciones en ERCOT, Woody Rickerson, advirtió que realizarían un análisis con los generadores para determinar «por qué tantas unidades están fuera de servicio».

Los empresas de generación de energía, según ERCOT, dijeron que los cortes podrían disminuir a lo largo de la semana.

En febrero, las autoridades alertaron con tiempo de que Texas y otros estados sufrirían una de las tormentas invernales más frías. Solo en Texas, millones de personas quedaron sin luz ni agua por días en medio de temperaturas congelantes. Y la demanda eléctrica por la calefacción aumentó a un nivel tal que sobrepasó la capacidad de generación y las reservas del estado. Las autoridades del estado admitieron días después que el sistema completo estuvo a cuatro minutos y 23 segundos del colapso total. La renuncia de casi toda su directiva fue evidencia de que la red del estado —aislada de sus vecinos y vieja— no estaba preparada para un jalón eléctrico como el de esos días.

Cuatro meses después, las fallas de generación y de diversificación de la energías persisten. Ahora, la culpa es del calor extremo.

Las críticas en redes sociales no cesan. Condenan al gobernador Abbott, que ha dividido su tiempo en los últimos días entre la promesa de construir un muro en la frontera de Texas con México y la firma de dos leyes: una para reformar a la junta directiva de ERCOT y otra para que los proveedores de electricidad que operan con ERCOT den el mantenimiento necesario a la red para que soporte climas extremos.

«En lugar de construir un muro que no nos ayuda mientras nos quedamos sentados en la oscuridad por las fallas de ERCOT, ¿por qué no crea un programa que pague a los dueños de viviendas en Texas para que puedan tener páneles solares que se sumen a la red?», reclama una usuaria de Twitter.

Otros promueven la elección de un nuevo gobernador que «se deshaga de ERCOT y devuelva a Texas a la red nacional».

Uno más les reclama que el problema no es el uso de la energía de parte de los consumidores, sino la falta de acción de las autoridades para resolver un problema que ha estado presente en las últimas dos décadas.

Comments

comments