El Covid-19 vuelve a Wuhan, China; ordenan pruebas masivas por nuevo brote

0
694

Tras haber derrotado al virus, habitantes de Wuhan se enorgullecían de vivir en ‘la ciudad más segura del mundo’. Ahora se enfrentan a un nuevo brote.

Por: Grupo Zócalo 

Pekín.- En Wuhan, la ciudad donde surgió en diciembre de 2019 la pandemia de coronavirus, las autoridades de China anunciaron una ronda de pruebas masivas ante un nuevo brote de casos locales de Covid-19, a más de un año sin registrar este tipo de contagios.

Con ello, la capital provincial de 11 millones de personas en el centro de China se suma a otras ciudades que también pasaron por campañas de pruebas a toda la población. El lunes se confirmaron tres casos, los primeros no importados desde mayo de 2020 en Wuhan.

Se trata de casos de la variante Delta, que apareció el mes pasado en el este del país.

Este resurgimiento de la epidemia supone un duro golpe para Wuhan, que fue la primera ciudad del mundo sometida a cuarentena por el Covid-19, a partir del 23 de enero de 2020 y durante 76 días.

Tras haber derrotado al virus, sus habitantes se enorgullecían de vivir en “la ciudad más segura del mundo”, en comparación con los efectos de la pandemia, que causó la muerte de más de 4 millones de personas en el planeta.

China ha frenado en gran parte los contagios locales tras el primer brote que devastó Wuhan, y que más tarde se expandió al resto de China y del planeta. Desde entonces, las autoridades han frenado y controlado la enfermedad cada vez que se ha detectado, con rápidas cuarentenas y pruebas masivas para aislar a las personas infectadas.

Nuevo brote de Covid, con mayor fuerza que los anteriores

China, que prácticamente erradicó la epidemia en la primavera de 2020, registra desde hace unas semanas un resurgimiento del virus, el más amplio desde el año pasado.

Con más de 400 contagios desde mediados de julio, este aumento de la contaminación sigue siendo, sin embargo, muy limitado en comparación con las cifras registradas en otros países.

Pero este último foco de contagio es importante en términos de extensión geográfica ya que abarca más de una docena de provincias y también Pekín, la capital, que el domingo instó a sus habitantes a que no salgan de la ciudad salvo por razón de fuerza mayor.

Ante el riesgo de una reactivación de la epidemia, el gobierno recurre al arsenal de medidas radicales que utilizó a comienzos de 2020: confinamiento, limitación de los desplazamientos, testeo masivo.

Este martes, China anunció 61 contagios locales, con un brote de la variante Delta, de rápida propagación, que alcanzó a decenas de ciudades luego de una serie de infecciones entre trabajadores del aeropuerto de Nanjing.

La población de esta ciudad de nueve millones de habitantes ya fue testeada en dos ocasiones y actualmente hay una tercera campaña en curso.

La ciudad oriental de Yangzhou, de 1.3 millones de habitantes, cerca de Nanjing, ordenó a sus residentes permanecer en casa luego de que se detectaran 40 nuevos contagios en un día.

Sólo una persona por hogar puede salir una vez al día para hacer las compras.

El anuncio se produjo luego de que la localidad turística de Zhangjiajie, en la provincia central de Hunan, así como la vecina Zhuzhou, emitiera órdenes similares en los últimos días que afectan a más de dos millones de personas en conjunto.

Personas vacunadas, entre las contagiadas

Las autoridades admitieron que entre las personas contagiadas hay muchas que habían sido vacunadas, lo que genera temores sobre la eficacia de las vacunas chinas, las únicas disponibles en el gigante asiático.

Desde el año pasado, China distribuyó más de mil 650 millones de dosis de vacuna contra el Covid-19.

Científicos del gobierno han señalado que las vacunas chinas son menos efectivas contra las nuevas variantes del virus, pero aún ofrecen algo de protección. Por el momento sólo se utilizan vacunas chinas en el país.

Con información de AFP y AP

Comments

comments