WhatsApp
Pronostico del tiempo
Puentes Internacionales
Twitter
Instagram
YouTube
Facebook

+

Así regresó a su oficina Cuauhtémoc Blanco

Después de la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, ni el Congreso de Morelos ni el Tribunal Superior de Justicia pueden destituirlo.

  • 204

Después de la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, ni el Congreso de Morelos ni el Tribunal Superior de Justicia pueden destituirlo.

Por: El Universal

Cuernavaca, Morelos.- Camino a la presidencia municipal, Cuauhtémoc Blanco recibe muestras de apoyo, saludos y gritos de taxistas y automovilistas.

El edil de Cuernavaca pulsa su raiting luego de un fin de semana convulso que lo llevó instalarse en huelga de hambre para protestar contra el juicio polí­tico que le sigue el Congreso de Morelos para separarlo del cargo.

Al llegar al ayuntamiento un grupo de ciudadanos, no más de 20, izan pancartas y gritan vivas al presidente municipal.

Una vez en el inmueble oficial el Cuauh pide tregua por medio de la prensa: “Es por demás pelearme con el gobernador. Lo único que le digo es que me dé chance de trabajar. Yo no le hice nada a él, a su hijo ni a los diputados”, afirma.

En la maí±ana el edil Cuauhtémoc Blanco Bravo desayunó en un restaurante situado a un costado de palacio de gobierno, y al salir caminó al ayuntamiento seguido de sus principales colaboradores y un nutrido grupo de reporteros que llaman la atención de los transeúntes.

El Cuauh marcha tranquilo y seguro sabedor de que ni el Congreso de Morelos y tampoco el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) puede destituirlo, virtud a dos suspensiones que le concedió la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) contra cualquier acuerdo que determine separarlo del cargo. Al alcalde los acusan de incumplir con los requisitos de elegibilidad, recibir donación en obra pública sin el consentimiento de los regidores y ausentarse del ayuntamiento.

Por la calle Netzahualcóyotl, Cuauhtémoc Blanco se ufana de los saludos y el apoyo de la gente. “¿Ya ves cómo la gente no me reclama hijo? Si hubiera hecho algo malo yo creo que la gente estuviera en contra de mí­, hasta ‘huevazos’ me hubieran tocado, pero no”, dice a un reportero que camina a su lado.

Horas más tarde el constitucionalista Raúl Carrancá y Rivas, autor de la denuncia de juicio polí­tico, afirmarí­a que “la Corte se extralimitó en sus funciones al otorgar una suspensión provisional al presidente municipal de Cuernavaca. La misma suspensión lo menos que produce es extraí±eza, de ser así­, el máximo tribunal se está extralimitando en sus funciones debido a que el pleno del Congreso local analizó y votó, con una abrumadora mayorí­a, la culpabilidad por acción y omisión del alcalde”, dijo Carrancá visiblemente enojado por la protección concedida al edil de Cuernavaca.

Y luego de una serie de confusiones Carrancá exigió a Blanco Bravo “renunciar” al cargo porque sabe que violó la ley.

Pero el Cuauh regresó a sus labores después de ausentar del palacio municipal durante 48 horas. En ese lugar consideró imperdonable lo que hacen con él en materia polí­tica, pero en un plan de conciliación envió un mensaje a los promotores del juicio polí­tico: “En buena onda que me dejen chambear. No se metan con el municipio y no me voy a meter con ellos”, manifestó.

Afirmó que su triunfo parcial fue producto de la justicia divina porque logró una suspensión de parte de la Corte y por eso levantó su huelga de hambre el domingo. Agradeció el apoyo de la población y sobre todo a aquellos que durante su trayecto a pie hacia el ayuntamiento le saludaron y lo animaron a continuar en el cargo. “Ese mi Cuauh”, “Tu puedes Cuauh”, le gritaron.

Cuauhtémoc Blanco se dio tiempo para contestar un seí±alamiento del gobernador Graco Ramí­rez, quien dijo en una entrevista por televisión, que el edil tiene problemas en su labor porque “cuando sólo tienes habilidad en las piernas, es difí­cil que puedas gobernar”. “Soy hábil con los pies pero también hay que tener un poquito de cabeza, también se necesita la cabeza para hacer goles y jugar bien”, contestó Blanco.

El edil aseguró que hay una gran oportunidad para hacer las cosas bien por Cuernavaca por eso pidió a los regidores sumarse a su proyecto y trabajar para la ciudadaní­a, que dijo, es lo más importante.

Por otra parte lamentó la irrupción de la Policí­a del Mando íšnico al ayuntamiento desde el viernes, y consideró que esa acción fue un “golpe de estado”, y por eso destituyó al secretario de seguridad Jesús Pérez Abarca, pero el secretario de Gobierno, Matí­as Quiroz Medina, afirmó que el comandante se queda en el cargo.

Publicación anterior Oaxaca Aerospace crea ‘Pegasus’, primer avión mexicano
Siguiente publicación “El Bronco” revela a hijos de policías quién es Santa Claus
Entradas relacionadas
Comentarios
  TV en Vivo ;