Protegen a bebé golpeado

0
429

Entre la vida y la muerte, así se encuentra el pequeño de un año y un mes de nacido, Diego Orem.

Por Grupo Zócalo

Monclova, Coah.- Entre la vida y la muerte, así se encuentra el pequeño de un año y un mes de nacido, Diego Orem, quien fue víctima de la fuerte golpiza que al parecer sus propios padres le propiciaron, por tal motivo la Procuraduría para Niños, Niñas y la Familia (Pronnif) abrió una carpeta de investigación y aplicó una medida de protección especial para este bebé.

Fue el pasado sábado que este menor ingresó a la sala de Urgencias del Hospital Amparo Pape de Benavides, en donde se detectaron las lesiones que tenía a consecuencia de los golpes, las cuales eran el pulmón izquierdo colapsado, costillas rotas, golpes en todo el cuerpo y mordidas, motivo por el cual el pequeño fue trasladado a la Clínica 7 del IMSS.

Van contra agresores de Dieguito

Ante esto la Pronnif lanzó un comunicado en el que se informó todo respecto a este caso, en el que ya se encuentran trabajando y realizando las diligencias necesarias para poder llegar con el o los responsables de esta lamentable situación.

Fue derivado al reporte que pasó el hospital que con base en eso se abrió la investigación por esta situación, de igual manera con las primeras indagatorias se indicó una medida de protección especial para proteger a este pequeño, ya que el objetivo de la Pronnif es garantizar la integridad del menor, fue por ello que quedó a disposición de la dependencia.

Asimismo la Pronnif también brindó atenciones para un menor de tres años de edad, quien es hermano de Diego Orem y que estará en resguardo con una familia de apoyo para hacer garantizado su bienestar y que no sea víctima como el bebé de un año.

La dependencia denunciará a el o los que resulten responsable por las agresiones a las que fue víctima el pequeño Diego Orem, es por eso que en coordinación con la Fiscalía General del Estado (FGE), trabajarán muy de la mano en este caso.

Crece ‘ola’ de padres golpeadores

Se registraron alrededor de tres casos de menores de edad que llegaron al Hospital Amparo Pape de Benavides severamente golpeados por sus padres, por lo que fue necesario que la Fiscalía General del Estado y la Procuraduría de los Niños, las Niñas y la Familia intervinieran.

Ángel Cruz García, director del Hospital Amparo Pape de Benavides, dio a conocer que lamentablemente un pequeño llegó al Hospital Amparo Pape de Benavides, con moretones, excoriaciones, fractura costal múltiple, por lo que se llamó a la Fiscalía, a Pronnif y se calificó como una urgencia pediátrica y se pasó a la Clínica 7 del IMSS.

Comments

comments