Niño deportado de caravana se escapa de albergue

0
285

El niño es buscado por el gobierno de su país luego de escaparse del albergue al que fue asignado. Su padre, a quien el gobierno ya quitó la tutela de otra hija, se niega a revelar su paradero.

Por: AFP

Tegucigalpa.- Un niño de 12 años deportado a Honduras tras ser capturado por la policía mexicana en la caravana de hondureños que marcha hacia Estados Unidos, dijo que se escapó del albergue donde lo tenía recluido el gobierno.

Mario David Castellanos relató al telenoticiero Hoy Mismo que escapó la noche del viernes de un hogar a donde lo internaron luego de ser deportado de México el pasado 25 de octubre.

“Yo estoy triste porque me dicen que me pueden agarrar otra vez y me pueden llevar”, al hogar de la estatal Dirección Nacional de la Niñez, Adolescencia y la Familia (DINAF), expresó el menor en una entrevista autorizada por su padre, José Mario Castellanos, de 48 años.

David fue recibido la noche del 25 de octubre por autoridades hondureñas que lo llevaron a Belén, un centro de atención de niños migrantes retornados adscrito a la DINAF en San Pedro Sula, 180 km al norte de la capital, y luego trasladado a un hogar.

Cuando el menor llegó a Honduras, la primera dama, Ana García de Hernández, explicó en un comunicado que las autoridades no entregarían el niño a sus padres hasta que estos demostraran las condiciones de vida de su familia y dijo que el gobierno lo apoyaría para reinsertarse en el sistema escolar.

El menor fue arrestado por la policía mexicana cuando participaba en el éxodo masivo de unas 2 mil personas que partió el 13 de octubre de San Pedro Sula en busca del “sueño americano”.

“Yo me siento feliz en mi casa, que no me vuelvan a agarrar”, demandó el menor, quien pidió públicamente al presidente Hernández que le dé su “casita y una beca para estudiar” porque quiere ser ingeniero.

José Mario Castellanos dijo el viernes en una entrevista que estaba haciendo gestiones para que le devolvieran a su hijo pero las autoridades se negaban.

Denunció que temía no volver a ver su hijo, como pasó con otra niña que hace cuatro años se la fueron a quitar empleados del entonces Instituto de la Niñez y la Familia y no volvió a saber de ella.

Comments

comments