Hacen ‘cochinito’ para Esther y dinero se esfuma

0
595

Obligan a directores y subdirectores a cooperar para la campaña a cambio de permanencia en el cargo.

Por: Rosalío González

Saltillo, Coahuila.- Con la anuencia del alcalde Isidro López y el director general de Infraestructura del Municipio, Collins Creth Camp, el subdirector técnico de Obras Públicas Blas López Rodríguez pasó “charola” a directores, subdirectores y coordinadores del Municipio con el fin de “cooperar” para la campaña de la excandidata panista a la Alcaldía, Esther Quintana, a cambio de continuar en el Gabinete.

El “cochinito” casi alcanzó el millón de pesos y se organizó el 8 de mayo durante una reunión convocada por López Rodríguez con los directores de Administración, Servicios Primarios, Ecología, Desarrollo Urbano y Obras Públicas, a quienes se les solicitó donaran un mes de sueldo (71 mil 97 pesos cada uno) para la campaña.

Con la presencia de Collins Camp viendo cómo se pasaba la “charola” a sus subordinados, narra la fuente que López Rodríguez pidió a los directores que a su vez hicieran lo mismo con sus subdirectores y estos con sus coordinadores, funcionarios de tercer nivel a los que les correspondió “cooperar” con una quincena de sueldo.

Nadie da razón de ‘coperacha’

El subdirector técnico de Obras Públicas Blas López Rodríguez pasó “charola” para la campaña de la excandidata panista a la Alcaldía, Esther Quintana Salinas, a cambio de continuar en el Gabinete.

Al final la cifra, calculada con los tabuladores y la estructura orgánica de la Dirección General de Infraestructura y Obras Públicas llegó a los 835 mil pesos.

Zócalo Saltillo buscó entrevistas con los involucrados, sin embargo, el equipo de Comunicación de la excandidata no dio respuesta satisfactoria hasta el cierre de esta edición; también se buscó telefónicamente al director general de Infraestructura del Municipio, Collins Creth Camp, y al titular de la Contraloría Municipal, pero no pudieron ser ubicados en los números que proporciona el directorio municipal.

Para el “cochinito” organizado por Blas López cooperaron tanto funcionarios de extracto panista que ingresaron durante la Administración de Isidro López Villarreal, así como trabajadores que provienen de administraciones anteriores y priistas.

De haber sido donaciones formales, los donatarios debieron llenar formatos y hacer el proceso de donación para el apoyo de la campaña de forma directa y no mediante terceras personas, sin embargo, los testigos aseguran que no se les hizo llegar ningún formato ni comprobante de la donación.

Según narra la fuente, la promesa para participar en la cooperacha fue que de ganar Esther Quintana los donantes accederían a mejores puestos o conservarían sus posiciones, sin embargo, ante la versión que la excandidata dejó correr entre los funcionarios de que ella –dice la fuente– no recibió el dinero, los donatarios se molestaron e inconformaron, “porque, entonces, nos preguntamos: ¿dónde quedó el dinero que se dio?”.

De primer contacto son las fuentes que declaran que al interior de la “Superdirección” de Infraestructura y Obras Públicas, una de las más grandes en nómina y facultades, su titular Collins Camp permite que el subdirector López Rodríguez presione a los funcionarios del primer círculo.

La crisis política al interior de la Dirección ya provocó el despido de quien fue director de Imagen Urbana y Centro Histórico, Marco Antonio Flores Verduzco, sin que hasta el momento el alcalde Isidro López Villarreal intervenga en los que sucede al interior de Infraestructura.

Comments

comments