Una joven de 15 años vivió un infierno al ser encarcelada por supuesto robo de un celular, pues jamás se imaginó que sería violada por más de veinte hombres desde el primer día

 

[Por: EL MAÑANA]
Brasilia.– Una joven de 15 años vivió un infierno al ser encarcelada por supuesto robo de un celular, pues jamás se imaginó que sería violada por más de veinte hombres desde el primer día.

La menor fue encerrada en un celda llena de hombres, quienes a cambio de darle comida la obligaban a mantener relaciones sexuales con ellos.

Desde el día en que fue detenida la joven sufrió del acoso de los presos, señaló un portavoz de la asociación de derechos humanos, Children and Adolescent Defence Centre (Cedeca).

“FUE VIOLADA INNUMERABLES VECES Y FUE FORZADA A MANTENER RELACIONES SEXUALES A CAMBIO DE COMIDA”

Señaló el presidente de la Comisión de Derechos Humanos de Brasilia, Miere Cohen.

Cabe mencionar que este no es el primer caso de abuso que se registra en el estado de Pará, pues meses atrás una mujer de 23 años pasó por lo mismo, al ser encarcelada con 70 hombres.

Por su parte, Ana Julia Carepa, gobernadora del estado, aseguró que no importa la edad que tenga la acusada, pues no debe de compartir una celda con hombres.

Asimismo, la gobernadora mencionó que la víctima viene de una familia de escasos recursos y que en estos momentos se encuentra muy asustada después de lo vivido, aunque aseguró que puede reconocer a cada uno de sus violadores.

La jueza Clarice de Andrade, encargada de ordenar la polémica medida de encarcelar a la joven fue sancionada recientemtente por el Consejo Nacional de Justicia (CNJ) de Brasil y quedó suspendida de su cargo durante dos años.

También señaló que sospecha que la menor fue detenida con la finalidad de ser explotada sexualmente por los prisioneros, pues es una práctica que se ha realizado desde hace algún tiempo.

Mientras tanto, Clarice de Andrade, la jueza encargada de ordenar la polémica medida, fue suspendida durante dos años sin goce de sueldo, pues aseguran que le fue enviada una advertencia sobre el riesgo que la adolescente sufría. Con información de La Nación.

Comments

comments