Chiefs vencen a Chargers en duelo de la NFL en México 2019

0
169

Los Jefes de Kansas City se han afianzado en el liderato de la AFC Oeste, tras derrotar 24-17 a los Chargers.

Por Grupo Zócalo

Ciudad de México.- Tuvieron que pasar dos años para que la NFL regresara a México, pero valió la pena esperar. En un partido lleno de aciertos defensivos, los Jefes de Kansas City (7-4) vencieron 24-17 a los Cargadores de Los Ángeles (4-7) y mantuvieron su ventaja en la lucha por el título divisional en el Oeste de la Americana.

A pesar de que Patrick Mahomes no presentó su mejor versión ante los aficionados tricolores (completó 19 pases de 32 intentos para 182 yardas, un touchdown y una intercepción), le bastó para imponerse en el duelo aéreo de Philip Rivers (28/52 pases, 243 yardas, 1 TD y 4 INT). Los Chargers desaprovecharon y se alejaron de zona de playoffs.

Jefes sufren para tomar delantera

En el primer cuarto, la escuadra del head coach Anthony Lynn puso en aprietos a KC, como prueba las 24 yardas que consiguió Patrick Mahomes, inferiores a las 37 que Melvin Gordon consiguió en seis acarreos.

En su primera serie ofensiva, los Cargadores iniciaron con ímpetu: un pase corto de Philip Rivers a Austin Keller se convirtió en uno de 37 yardas que llevó a los suyos hasta la 12 de los Chiefs. Sin embargo, los frontales cerraron líneas y detuvieron a los Chargers, que tuvieron que conformarse con el gol de campo de 27 yardas que Michael Badgley hizo para romper el cero. Un drive de nueve jugadas que terminó únicamente en tres puntos.

Patrick Mahomes inició su presentación en suelo mexicano con una ofensiva rápida que fue frenada en poco menos de dos minutos. Un sujetando de Damien Williams le costó diez yardas a los Jefes, que no pudieron completar sus pases con Tyreek Hill y Deon Yelder, por lo que entró Dustin Colquitt a despejar.

El conjunto de Los Ángeles tuvo la oportunidad de aumentar su ventaja, pero aunque avanzaron hasta territorio de KC, Badgley pecó de impreciso y mandó el ovoide a un costado del poste derecho. Los Cargadores se quedaron con las ganas de un gol de campo de 40 yardas.

Mahomes y compañía intentaron aprovechar esto para revertir la pizarra, pero la secundaria rival sacó la casta y le robó un balón al egresado de Texas Tech. Rayshawn Jenkins anticipó la ruta de Demarcus Robinson e interceptó el balón.

Rivers buscó aprovechar esto y pegó duro con un lanzamiento de 30 yardas a Keenan Allen. Dos jugadas después, el veterano intentó repetir con su objetivo predilecto, pero el tackle defensivo Derrick Nnadi dio la sorpresa al quedarse con ese envío, aunque no costó puntos, pues Kansas City fue frenado en tres jugadas y obligados a despejar.

Fue hasta el siguiente drive cuando Los Ángeles pagó sus consecuencias: después de mover cadenas, Rivers buscó de nueva cuenta a Allen y Tyrann Mathieu interceptó en la 41 de LA y llevó la pelota por 35 yardas hasta la zona roja . En un lapso de cuatro minutos, Philip entregó dos ovoides.

Los Jefes no perdonaron y LeSean McCoy acarreo seis yardas por la derecha para dar la voltereta, con punto extra de Harrison Butker incluido (7-3).

Los Cargadores mantuvieron una irregular tendencia con una buena ofensiva que se metía a territorio enemigo. Pese a un buen pase de Rivers con Mike Williams, los angelinos no pudieron llegar a la zona prometida y se conformaron con el intento de Badgley (26 yardas).

Mahomes y compañía volvieron al emparrillado con la encomienda de buscar otro TD, pero el mariscal de campo fue incapaz de descifrar la defensiva del HC Lynn y e ingresó Butker para sumar tres puntos con un gol de campo de 41 yardas (10-6).

Con 1:47 por jugar, los Cargadores buscaron sumar, aunque los dos castigos cometidos estuvieron a punto de hundirlos. Tras un pase con Ekeler, Los Ángeles se metieron a territorio de gol de campo y Badgley recortó distancias con un intento de 49 yardas que dio por terminada la primera mitad (10-9).

Un cierre reñido

Para el tercer cuarto, KC recibió el balón, en busca de una anotación para aliviar su situación, pero siguieron sufriendo, con un balón suelto de McCoy que casi acaba con su drive, de no ser porque el mismo corredor lo recuperó.

La recompensa llegó después de poco más de cinco minutos, cuando Darrel Williams rompió una tacleada y corrió seis yardas por el centro para aumentar la ventaja. Con el extra de Butker, los Jefes ya ganaban 17-9.

Rivers y compañía regresaron al ataque, pero tras dos pases incompletos y un castigo de cinco yardas, ingresó Ty Long para despejar.

De poco a poco, Mahomes comenzó a tomar ritmo y la ofensiva dio muestra de su talento. El quarterback llamó la jugada y lanzó un pase bombeado (26 yardas) hacia el sector izquierdo de la zona de anotación, donde Travis Kelce alzó las manos para quedarse con el ovoide y llevarse el TD. Butker fue efectivo con el extra y los pupilos de Reid elevaron su acumulado (24-9).

Sin embargo, la secundaria roja mantuvo con vida al conjunto azul con dos interferencias de pase: los castigos de Morris Claiborne y Daniel Sorensen le costaron 25 y 27 yardas al equipo visitante; Rivers encontró a Allen en un envío de siete yardas y anotó. El entrenador Anthony Lynn comenzó a arriesgar y mandó de vuelta a Rivers y compañía para una conversión y le salió la apuesta: el mariscal de campo conectó con Hunter Henry y la diferencia era de un touchdown (24-17).

Después de dos drives infructíferos para cada escuadra, Rivers buscó el milagro con un pase a Andre Patton en mediocampo, pero Rashad Fenton hizo la jugada grande e interceptó, para satisfacción de Kansas City y frustración de Los Ángeles.

En la pausa de los dos minutos, un espontáneo se metió a la cancha, pero fue rápidamente detenido.

Después de obligar el punt, los Cargadores gozaron de una última oportunidad para empatar, pero aunque Williams atrapó un excelso pase de Rivers y los acercó, Daniel Sorensen interceptó en las diagonales y amarró la victoria.

Comments

comments