El sujeto fue acusado de narcomenudeo.
Después de la noticia del posible robo con violencia que terminó en homicidio se aclaró dicho caso confirmando una muerte por infarto.
Un corto circuito provocó un incendió en un domicilio de la colonia Acoros. Los bomberos controlaron el incendio pero una habitación quedó seriamente dañada.
Dos oficiales de dicha corporación rindieron declaración ante el juez penal.
Según las declaraciones de uno de los lesionados, su vecino entró repentinamente a su casa y los atacó a él y a su hermano, quien terminó herido de gravedad.