Argentina suspende vuelos procedentes de Brasil, Chile y México por Covid-19

0
477

El gobierno apunta a poner un freno a la circulación de las nuevas cepas, como la brasileña, sin afectar a las actividades económicas.

Por El Universal

Argentina.- En medio del crecimiento de contagios y la dispersión de nuevas cepas de Covid-19 en diferentes países, el gobierno de Argentina resolvió suspender por tiempo indeterminado los vuelos procedentes de Brasil, Chile y México, que así se suman al Reino Unido e Irlanda del Norte. Además, se cobrará a los viajeros el test PCR al ingresar al país. Las medida comenzará a regir desde el sábado.

Los pasajeros que resulten positivos al ingreso al país deberán realizar otro “testeo de secuenciación genómica y, junto con sus contactos estrechos, cumplir aislamiento en los lugares que indiquen las autoridades nacionales, hasta su traslado seguro hasta la residencia si correspondiera”. La estadía en dichos lugares también estará a cargo del pasajero.

Mientras que aquellos que den negativo en el testeo, deberán realizar la cuarentena en sus domicilios y deberán realizar un nuevo test para finalizarlo. Ese aislamiento será de 10 días y habrá un monitoreo del cumplimiento de la cuarentena.

Ante la inminencia de la segunda ola, el gobierno apunta a poner un freno a la circulación de las nuevas cepas, como la brasileña, sin afectar a las actividades económicas. Según datos oficiales de la Dirección Nacional de Migraciones, hay alrededor de 25 mil argentinos en el exterior.

En las últimas 24 horas fallecieron 146 personas y ocho mil 238 fueron reportadas con coronavirus. Y de acuerdo al Monitor Público de Vacunación, el total de inoculados asciende a tres millones 446 mill 433, mientras que las vacunas distribuidas a las jurisdicciones llegan a cuatro millones 197 mil 945.

En medio de un sinfín de marchas y contramarchas, el gobierno sumó un nuevo desajuste de comunicación, lo que le valió una nueva desmentida oficial al ministro de Relaciones Exteriores de la Nación, Felipe Solá. Es que mientras en la Casa Rosada trabajaban en los detalles de la decisión administrativa, el canciller volvió a equivocarse en una declaración pública, lo que le valió el reto de algunos allegados al presidente Alberto Fernández y la desautorización pública.

“Si llegan con Covid [los pasajeros] van a tener que ser recluidos por el Estado, en hoteles o donde sea, y van a tener que pagar ellos”, dijo Solá en diálogo con radio El Destape. “¿Tienen derecho a salir? Sí, pero nosotros tenemos derecho a decirles que van a tener más requisitos y que van a tener muchos menos vuelos. Desaconsejamos que las personas salgan del país. Porque el problema no va a ser salir, el problema va a ser volver”, agregó el funcionario.

Sin embargo, horas más tarde, desde la Casa Rosada aclararon que todavía era una medida que estaba bajo análisis y que no había una definición sobre el tema.

No se trata del primer traspié público de Solá: en diciembre el canciller quedó envuelto en un escándalo dentro del gobierno por haber inventado detalles de la conversación que el Presidente mantuvo con el entonces presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden. Pese al escándalo, el ministro resistió en su cargo.

Comments

comments